UCRANIA | RSF: “Volver a penalizar la difamación sería un inquietante paso atrás"

23.11.2018 12:42

 

Reporteros Sin Fronteras (RSF) pide a los parlamentarios de Ucrania que se abstengan de aprobar leyes liberticidas en el período previo a las próximas elecciones generales. La organización pide, en particular, que rechacen un proyecto de ley que vuelve a penalizar la difamación, que podrá ser castigada con hasta tres años de prisión.

 

Ucrania despenalizó la difamación hace 17 años. Este importante logro democrático sería revertido de aprobarse el proyecto de ley que presentaron tres representantes del partido gobernante el 20 de noviembre.

 

"Volver a criminalizar la difamación sería un inquietante paso atrás, un paso hacia el modelo ruso, que violaría las obligaciones internacionales y los compromisos democráticos de Ucrania", señala Johann Bihr, jefe de la oficina de Reporteros Sin Fronteras para Europa del Este y Asia Central. "Instamos a los parlamentarios a que rechacen este proyecto de ley y se abstengan de cualquier otra iniciativa draconiana".

 

La experiencia internacional muestra que la criminalización de los delitos de prensa fomenta un clima de intimidación que desanima a los periodistas la hora de tratar temas espinosos. Las Naciones Unidas, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa se oponen a que se criminalice la difamación.

 

“Las leyes de difamación deben diseñarse con cuidado para garantizar que (...) no sirvan, en la práctica, para reprimir la libertad de expresión (...) El encarcelamiento nunca es una pena adecuada", recomendó el Comité de Derechos Humanos de la ONU en un Comentario General emitido en 2011.

 

La despenalización de los delitos de prensa en Ucrania de 2001 ha recibido con frecuencia críticas internas. En 2012 se evitó por poco su derogación gracias a una ola de protestas que tuvo el respaldo de RSF.

 

En enero de 2014, la difamación volvió a ser delito, brevemente, como parte de una serie de leyes represivas diseñadas para aplastar las protestas de la Plaza Maidan, pero estas leyes fueron rápidamente revocadas cuando las protestas lograron echar al presidente Viktor Yanukovich del país al mes siguiente.

 

El proyecto de ley de esta semana se produce en medio de la creciente tensión política en el período previo a las elecciones generales del próximo mes de marzo, lo que está fomentando la demagogia y la grandilocuencia. Según otro proyecto de ley draconiano presentado al parlamento el 7 de noviembre, los legisladores podrían pedir al Consejo de Seguridad Nacional y Defensa que sancione a los medios de comunicación.

 

Ucrania ocupa el puesto 101, entre 180 países, en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2018 de Reporteros Sin Fronteras. Ver también el Informe Anual de la organización.