MADAGASCAR | Detenido el reportero de investigación Fernand Cello

13.05.2017 13:35

 

Reporteros Sin Fronteras condena la detención y los cargos imputados al periodista Fernand Cello, y pide su inmediata puesta en libertad.


Fernand Cello, cuyo nombre real es Avimana Fernand, fue detenido el 6 de mayo cuando salía de una clínica privada de la capital, Antananarivo, donde había estado recibiendo tratamiento médico en los días previos. Los individuos que le detuvieron se identificaron como gendarmes.


Reportero de investigación para Radio Jupiter, una emisora con sede en Ilakaka, Cello es conocido por haber expuesto la existencia de una mina ilegal en Ilakaka y acababa de salir de cuatro meses escondido en la clandestinidad.


Los cargos le acusan de “difamación”, “difusión de noticias falsas”, “incitar al odio” y “comprometer la seguridad del Estado”, pero se desconoce a qué acciones del periodista se atribuyen estas acusaciones. 


Además, también ha sido acusado de “robar talonarios de cheques” por Maherlla, propietario de una empresa privada con sede en Ilakaka a quien el periodista acusó en agosto de 2016 de engañar a sus clientes.


“Condenamos el uso de estos métodos de las autoridades de Madagascar, que prefieren acosar a un periodista de investigación que enfrentarse a los conflictos de intereses y a la corrupción en el país”, afirma RSF. “La larga lista de cargos y acusaciones presentados contra Cello ponen en evidencia su intención de parar la actividad de investigación de este periodista que ha tenido que estar en la clandestinidad. Pedimos su inmediata puesta en libertad y la retirada de todos los cargos”.


Cello pasó a la clandestinidad en diciembre de 2016 después de recibir varias amenazas de muerte y después de que el Ejército hiciera una redada en Radio Jupiter y confiscara su transmisor. Poco después, Cello acusó a Gondwana, una compañía minera propiedad de aliados del Gobierno, de operar ilegalmente.


Radio Jupiter había sido silenciada previamente en agosto de 2016 tras acusar a la empresa Maherlla de compincharse con el alcalde de Ilakaka para engañar a los consumidores.


El 21 de abril, el ministro de la minería finalmente ordenó a Gondwana suspender todas sus actividades por contravenir el código de minería. La decisión hizo que Cello optara temporalmente por la clandestinidad.


Madagascar ocupa el puesto 57 de lo 180 países que conforman la actual Clasifiación Mundial de la Libertad de Prensa elaborada anualmente por RSF.


Consulta más información sobre la situación en Madagascar en el Informe Anual elaborado anualmente por RSF-España.