BULGARIA | RSF condena la agresión al periodista Hristo Geshov

12.05.2018 12:15

 

Reporteros Sin Fronteras condena el ataque del jueves, 10 de mayo, al periodista de investigación Hristo Geshov en la ciudad de Cherven Bryag. Había recibido amenazas de muerte con anterioridad por su cobertura de temas de corrupción, y ha sido agredido ahora frente a su domicilio.


“Atribuyo este ataque completamente a mi trabajo de investigación y a las advertencias de las que ya había avisado a las autoriades sobre la gestión del gobierno municipal de Cherven Bryag” escribió el periodista en Facebook horas después de ser golpeado en el estómago y en la espalda por un individuo sin identificar. “Pese al dolor y las magulladuras, estoy seguro de que no voy a abandonar mi trabajo”, ha añadido.

 


Geshov escribe para la web de periodismo de investigación Za Istinata, trabaja para la plataforma de periodismo online “About the Truth” y conduce el programa “On Target” difundido en Youtube.

 

Subre acosos por una serie de artículos sobre las irregularidades del gobierno municipal de Cherven Bryag en la que reclamaba que tres concejales estaban usando fondos de la Unión Europea para reformar sus viviendas. El periodista ya había mencionado el acoso que sufrían él y su familia en un reciente trabajo sobre presuntas malversaciones de fondos públicos en Cherven Bryag.


 

“Este ataque es indicativo del grado de acoso de grupos que quieren silenciar a los periodistas de investigación e imponer el terror”, afirma Pauline Adès-Mével, responsable de la oficina de Europa - Balcanes de Reporteros Sin Fronteras.  “Recogemos con satisfacción la reacción de la policía y los servicios médicos, per las autoridades búlgaras deben también proveer de protección policial a los periodistas que, como Hristo Geshov, son blanco de ataques de este tipo”.



Las agresiones a periodistas se han incrementado en los últimos meses en bulgaria, que actualmente ostenta la presidencia de la Unión Europea. En los últimos diez años los el país ha caído del puesto 36 a 111 en la Clasificación Mundial de a la Libertad de Prensa que elabora anualmente Reporteros Sin Fronteras.