AFGANISTÁN | El atentado suicida de Kabul mata al conductor de France Presse, Mohammad Akhtar

25.07.2018 13:59

 

Mohammad Akhtar, conductor de la agencia France-Presse en Kabul, es una de las víctimas mortales del atentado suicida perpetrado en la capital afgana, Kabul, el 22 de julio. El ataque tenía como objetivo al vicepresidente del país Abdul Rashid Dostum, un antiguo señor de la guerra que tenía acaba de regresar a Afganistán de un exilio autoimpuesto.

 

Mohammad Akhtar, que tenía 31 años y era padre de cuatro hijos, trabajaba para AFP desde hacía 11 años. Su familia ha explicado que iba de camino a la oficina de la agencia cuando fue asesinado en la explosión. Hay al menos 23 muertos por la bomba, cuya autoría reclama el Estado Islámico (Daesh). El vicepresidente Dostum resultó ileso.

 

Reporteros Sin Fronteras (RSF) ofrece sus condolencias a la familia y a los compañeros de Akhtar.

 

El conductor de AFP ha sido el primer empleado de medios no periodista asesinado en Afganistán este año. El 30 de abril, nueve periodistas, entre ellos el fotógrafo de AFP Shah Marai Fezi, fueron asesinados en un doble atentado suicida en Kabul.

 

Según el recuento de Reporteros Sin Fronteras, un total de 37 periodistas y trabajadores de medios han sido asesinados en Afganistán desde comienzos de 2016 en explosiones de bombas y otros actos violentos de los dos principales depredadores de la libertad de prensa del país: el Estado Islámico y los talibanes.

 

Afganistán ocupa el puesto 118, entre 180 países, en la Clasificación Mundial de la libertad de prensa 2018 de Reporteros Sin Fronteras. Ver también el Informe Anual de la organización.